Prince, Kate Spade + las 5 Otras Celebridades que Salvaron Vidas con sus Propias Muertes

133

La muerte siempre es trágica, pero algunas personas mueren para ayudar a otras a sobrevivir. Ya sea llamando la atención al tema o ayudando a otros a darse cuenta de que necesitan ayuda.

Hoy, Nexter.org te preparó una lista de celebridades cuyas muertes acabaron salvando las vidas.

Prince

Fuente: Shutterstock

A nadie le gusta sentir dolor, por eso muchos usan analgésicos. Pero la mayoría de ellos no solo provocan adición sino también son aún más poderosos que las drogas. Y en realidad la gente se está muriendo a causa de ellos.

Es lo que sucedió con Prince legendario. Su muerte ayudó a la cantante ganadora del Grammy Chaka Khan y a su hermana a darse cuenta de que necesitaban ayuda, ya que también eran adictas al fentanilo.

Natasha Richardson

Fuente: Getty Images

Natasha Richardson, una actriz ganadora del premio, estaba esquiando con su familia en 2009 cuando se cayó y se golpeó la cabeza. La llevaron al hospital pero no pudieron salvarla. Su esposo, Liam Neeson, siguiendo  la voluntad de su esposa, donó sus órganos. Su corazón, hígado y riñones ayudaron a salvar a tres personas.

Rebecca Schaeffer

Fuente: Wikipedia

Schaeffer fue una actriz prometedora en los 1980. El 19 de julio de 1989, abrió la puerta de su casa y vio a Robert Bardo, un fanático obsesionado que la había acosado desde hace algún tiempo. Ella le dijo que se fuera, pero él regresó el mismo día para dispararle.

En aquel entonces, el acoso no era ilegal, pero después del asesinato de Schaeffer las cosas cambiaron, por ejemplo, fue redactada una ley: “que proclamó el acoso como un delito, hizo las restricciones al acceso público a las direcciones de registros de conducir en California y creó una unidad de policía especializada en Los Ángeles la cual trabajó con fiscales, abogados y detalles de seguridad de celebridades para mantener a los fanáticos obsesionados a una distancia segura”.

Jayne Mansfield

Fuente: Getty Images

Jayne Mansfield fue una exitosa estrella de cine, modelo y reina de la belleza. En 1967, un amigo la llevaba a casa con su abogado, tres de sus hijos y cuatro perros después de una actuación en un club. Fueron involucrados en un gran accidente automovilístico en el que murieron Mansfield, el conductor y su abogado. Los niños y los perros solo tuvieron heridas leves.

Ese accidente provocó de inmediato una campaña por la mejora de la seguridad vial.

Lawrence de Arabia

Fuente: Getty Images

Lawrence de Arabia regresaba a casa en la moto, en un momento él tuvo que esquivar dos niños pequeños que iban en bicicletas. Fue arrojado sobre el manillar, se fracturó el cráneo porque en aquel entonces no hubo cascos y moría lentamente durante los siguientes seis días.

Un joven neurocirujano, Hugh Cairns, hizo las investigaciones y concluyó que se necesitaba algo para proteger la cabeza durante las viajes en una moto: un casco.

Kate Spade y Anthony Bourdain

Fuente: Getty Images

El 5 de junio de 2018, la diseñadora Kate Spade se suicidó en su apartamento de Nueva York. Solo tres días después, el chef, autor y personalidad de televisión, Anthony Bourdain, se quitó la vida en Francia.

Esta increíble tragedia hizo que otras personas con pensamientos suicidas buscaran ayuda. Las llamadas a la Línea Nacional de Prevención del Suicidio (1-800-273-TALK (8255) crecieron un 65 por ciento, según Good News Network.

John Jacob Astor IV

Fuente: Wikipedia

John Jacob Astor IV fue la celebridad más rica no solo en el Titanic sino también en todo el mundo en aquel entonces. Cuando el Titanic chocó contra el iceberg, Astor metió a su esposa en un bote salvavidas y comenzó a rescatar a otros.

Según el Denver Post, cuando el capitán le ofreció a Astor un puesto en un bote salvavidas, él lo rechazó porque “mientras existiera la oportunidad de salvar la vida de las mujeres, no aprovecharía la oferta de seguridad para él mismo.”

¿Quién te sorprendió más?


VE TAMBIÉN

No tags for this post.

Más noticias de Nexter